3 ejercicios para hacer por la mañana en casa

El despertador no perdona y recién despierta al borde de la cama tu primer pensamiento es que el cuerpo no responde a esas horas. Te proponemos 3 ejercicios sencillos (y hasta relajantes) para hacer entonces y sentir como la energía despierta contigo.

1 / 3 Piernas y caderas movilizadas

Tumbada boca arriba, dobla un pierna deslizando el talón sobre la cama hasta que el pie quede plano al lado de la otra rodilla.

Con la mano en esa pierna presionando suavemente, lleva la rodilla con una apertura lateral hacia el colchón.

Vuelve al punto de inicio y llévala ahora hacia el lado contrario sobrepasando un poco la linea de la pierna que está estirada.

Haz 10 movimientos hacia cada lado de forma suave.

2 / 3 Desbloquea hombros y cervicales.

Siéntate en la cama con las piernas a 90 grados, la espalda recta y los hombros relajados.

Asiente con la cabeza acercando la barbilla al pecho. Hazlo despacio, 10 veces.

Ahora haz el gesto de negación con la cabeza hacia un lado y el otro. Hazlo suavemente y acompañando con la mirada cada gesto.

Para terminar, haz movimientos laterales acercando la cabeza a cada uno de los hombros.

3 / 3 Para una espalda sin dolor

Ahora levántate al lado de la cama y separa un poco las piernas.

Inclina un poco el cuerpo llevando a la vez el brazo contrario por encima de la cabeza.

Haz lo mismo hacia el otro lado.

Trabaja primero un lado haciendo 10 pequeños rebotes y después, el otro.

Fuente: www.sabervivirtv.com